Cuida la teva pell a l'estiu

Cuida tu piel en verano

Estamos en la estación estival y solemos pasar más tiempo al aire libre. Durante los tratamientos de quimioterapia o radioterapia no se recomienda la exposición solar directa, ya que muchos de los fármacos utilizados producen fotosensibilización, es decir, la piel se vuelve mucho más sensible pudiendo provocar en ella irritación, inflamación, manchas, incluso el agravamiento de los efectos secundarios cutáneos.

Por ello, existen algunas recomendaciones que todos, en general, debemos tener en cuenta:

  1. Evitar la exposición en las horas centrales del día (desde media mañana a media tarde).
  2. Utilizar filtro solar hipoalergénico con un factor de protección elevado frente a los rayos ultravioleta A y B (FPS 50+), aplicándolo 30 minutos antes de salir y renovándolo, como máximo, cada 2 horas.
  3. No debemos olvidarnos de los labios: utilizar un labial con protección solar.
  4. Protegernos de los rayos con gorro/sombrero, gafas de sol y ropa de algodón o de fibras naturales.
  5. Hidratación: mediante la aplicación de cremas hidratantes y la ingesta abundante de agua.
  6. Tener en cuenta que ni los cristales ni los días nublados nos protegen de los rayos ultravioleta.

Con estas sencillas medidas ayudaremos a poner nuestra piel a salvo y minimizar los efectos nocivos que el sol puede provocarnos, disfrutando, a su vez, de los beneficios que nos infiere su presencia.
En el caso que suframos una quemadura solar, podemos refrescarla con agua fría y utilizar alguno de los siguientes remedios:

  1. Utilizar la pulpa de la hoja del aloe vera o alguna crema cuya formulación mayoritaria lo lleve, extendiéndola sobre la zona dañada 2-3 veces al día. Nos aliviará y ayudará a su mejoría.
  2. Para este fin también podemos utilizar la caléndula en forma de crema o aceite con gran poder antiinflamatorio, dándonos un ligero masaje.
  3. La infusión de manzanilla nos puede ayudar a calmar la piel, aplicándola con gasas.
  4. El aceite de coco, como antibacteriano, hidratante y antiinflamatorio nos ayudará a la curación.
  5. Las cremas con pepino también nos pueden ayudar a refrescar, desinflamar e hidratar nuestra piel quemada.

Recordemos: con 10 minutos de sol al día, es suficiente para generar vitamina D y ayudar a sentirnos bien.