Estreñimiento y quimioterapia

Estreñimiento y quimioterapia

El estreñimiento es el movimiento lento de las heces a lo largo del intestino grueso. Suele ir asociado a síntomas que generan incomodidad: flatulencias, distensión abdominal, sensación de estar lleno o inapetencia, son algunos ejemplos.

Es un problema común que observamos en las personas en tratamiento de quimioterapia. La medicación (opioides y otros medicamentos para aliviar el dolor, la quimioterapia, antiácidos o diuréticos, entre otros), una alimentación con bajo contenido en fibra, la escasa hidratación, el uso excesivo de laxantes o la inactividad física son factores que favorecen la aparición de esta alteración digestiva.

Por ello, actuar en la prevención del estreñimiento, incorporando dentro de su día a día estrategias que mejoren la calidad del sistema digestivo, es un objetivo prioritario cuando se están siguiendo un tratamiento de quimioterapia.

Algunas de nuestras recomendaciones son las siguientes:

  • Consigue estar bien hidratado: ingesta de líquido de 1.5 a 2L de líquido al día, especialmente en estación de calor.
  • Mantén un estilo de vida activo, haz actividad a diario (pasear, bici, bailar…)

Dentro de tu alimentación:

  • Incorpora alimentos ricos en fibra (verduras de hoja verde, cereales integrales, frutos secos…)
  • Excluye alimentos flatulentos: crucíferas (brócoli, coliflor, col kale…), o legumbres.
  • Incorpora agua de mar (preparados individuales), en un vaso de agua templada, por la mañana en ayunas.
  • Incorpora maceración de semillas de lino antes de la comida y de la cena (1c.sopera de semillas de lino diluida en 1 vaso de agua mineral, dejar macerar un mínimo de 8 horas, a posteriori colar las semillas e ingerir el líquido rico en mucílago resultante)

En nuestras visitas nutricionales consideramos importante evaluar con detalle cómo funciona el sistema digestivo, ello nos proporciona información sobre el impacto que va a tener la alimentación en nuestro organismo.

E. Deltor, responsable área nutrición